Ago 212012
 

Anexo del Acta de la Asamblea popular de San Blas de 11 de agosto de 2012.

 

La Asamblea popular de San Blas ha realizado las siguientes consideraciones y adopta las decisiones  sobre la convocatoria “Ocupa el Congreso”.

 

Sobre la forma de la convocatoria.

La convocatoria ha sido difundida en un wordpress “plataformaenpie”,  las respuestas a quiénes convocan esta iniciativa no van más lejos de diferentes sensibilidades representadas en diversas corrientes de opinión y movimientos sociales”, “personas reunidas en un movimiento de carácter social”. La convocatoria es anónima en cuanto a personas y fuera de la iniciativa  de movimientos sociales que constituyan, el tejido social  de contestación en nuestro entorno.

La fecha de la convocatoria se hace coincidente con un momento de previsible movilización por reivindicaciones precisas y  muy difundidas de diferentes sectores laborales, que cuentan con una gran posibilidad de confluencia y demandan un gran trabajo de apoyo para su extensión y unión.  

La convocatoria se ha dado fuera de cualquier procedimiento de dinámica asamblearia abierta y difundida, inclusiva y horizontal, tal como pretendemos  desarrollar en la sociedad.  Si se pretende “la próxima y definitiva movilización ciudadana a partir de la cual se inicie el proceso de cambio en el que se deje atrás el régimen vigente y se sienten las bases para una verdadera democracia,” consideramos que debe hacerse sobre una base democrática más firme.

Sobre el contenido de la convocatoria:

Las propuestas en que se justifica la convocatoria son de profunda demolición del Estado, del Parlamento a su Jefatura, que a la hora de desarrollar en el proceso de construcción  no van más lejos de la reforma de la Ley electoral. El proceso constituyente no se concreta más allá de que sean los partidos salientes del nuevo proceso electoral los que elaborasen la nueva Constitución con difusas referencia de participación ciudadana.

Así; el modelo de proceso constituyente que propone está lejos de un modelo comunitario y asambleario, por lo que escasa promoción de la democracia representa.

Proponer la manifestación indefinida alrededor del Congreso como acción para desmantelar el Estado implica una interpretación peligrosamente ingenua y bondadosa con las razones de Estado, al que bastaría la sola expresión de la insatisfacción de la ciudadanía para renuncia a sus inmensos privilegios económicos y sociales.

Si nos guiamos por la memoria histórica del recurso a la violencia del capitalismo cuando ha visto peligrar sus privilegios, no se puede compartir esa interpretación de las formas posibles de cuestionar el poder; por lo que, esta convocatoria no pude sino verse como la función de la que se derivará el tremendo fracaso de una convocatoria inútil o un posible baño de sangre, si osara acercarse a la posibilidad de tener éxito.

La responsabilidad de quienes convoquen algo así, si lo hacen desde valores emancipadores de la ciudadanía y no manipuladores, debe asumir el hacer conscientes a quienes se llama a la calle, de todas las posibles consecuencias de su movilización.

No consideramos que esta convocatoria sea una forma de recuperar la ciudadanía, y ni mucho menos  que  sea la única forma de ello, como expresa pretender.

 

Por lo que, ante dichas consideraciones; hacemos manifiestas las decisiones siguientes de la Asamblea popular de San Blas:

Expresar el consenso de la Asamblea en el desacuerdo con la acción “Ocupa el Congreso”,  tanto  por el procedimiento de convocatoria, como por el contenido de la misma.

Trasladar a la APM, para su más inmediata convocatoria,  la propuesta global de consenso, para expresar el no apoyo de la APM a esta convocatoria, mediante un comunicado a la ciudadanía de difusión a través de todos los medios de comunicación accesibles.

 

 

Print Friendly, PDF & Email
Share

Lo siento, ahora mismo los comentarios están cerrados.